fbpx

Archive

Category Archives for "Entreteniños"

Compartimos contigo ideas de juegos y manualidades infantiles divertidas, entretenidas y con un gasto mínimo.

25 Juegos con globos de agua (para refrescarte en verano)

El verano ya está aquí. Y con él, el calor. Y los niños de vacaciones. Además, las vacaciones de verano son muuuy largas. Si se te han acabado las ideas de como entretener a tus hijos, ¡los juegos con globos de agua te salvarán!

Así que para que el calor no sea una excusa para que tus hijos se queden en casa tirados en el sofá viendo la tele, o jugando con cualquier otro tipo de maquinita, descubre stos 25 juegos con globos de agua para refrescarte y divertirte este verano.

Seguro que los niños (y los menos niños) estarán dispuestos a correr el riesgo de mojarse un poquito… y por supuesto, ¡risas aseguradas!

Juegos clásicos modificados para convertirlos en juegos con globos de agua

En esta parte encontrarás juegos de toda la vida en su versión más fresquita, pues te los he adaptado para convertirlos en juegos con globos de agua.

1. La piñata

La piñata es todo un clásico. En esta piñata de globos de agua no habrá caramelos ni sorpresas. A cambio, ¡tendrás diversión y refresco asegurados!

Llena de agua unos 20 globos. Ata cada globo a una cuerda (de unos 50 cm) y cuélgalos todos juntos en otra cuerda (o rama de árbol) que no esté demasiado alta.

juegos con globos de agua

Los niños se turnan para intentar romper los globos con un palo. Puedes aumentar la dificultad vendando los ojos de los niños mientras golpean las piñatas-globos. 

2. La Bomba

Otro gran clásico en el que todos los jugadores se colocan en círculo, excepto uno que se sitúa de espaldas a éste. Los del corro se pasan una pelota – que aquí sustituimos por un globo de agua. Mientras, el jugador que esta fuera del corro va contando, y al llegar a 50 grita ¡bomba! El jugador que tiene el globo en ese momento queda eliminado y se sienta en el centro del círculo. Si antes de terminar de contar, a alguien se le rompe el globo de agua, éste también pierde y se sienta en el centro. El juego continúa hasta que solo queda un jugador que será el vencedor del juego.

Puedes aumentar la dificultad enjabonando las manos de los jugadores antes de empezar el juego. Así sus manos serán más resbaladizas, y coger el globo será mucho más difícil.

3. El pañuelo

Es el juego del pañuelo, en que se hacen 2 grupos y el árbitro dice al oído de cada niño un número (repetidos en cada grupo). Por ejemplo, si tienes 10 niños, los separas en dos grupos de 5 y le das un número del 1 al 5 a cada jugador de cada equipo. Si el número de niños es impar, un jugador del equipo que tenga menos niños puede tener dos números. Los grupos se separan unos 20 metros. El árbitro se pone en medio con el pañuelo y grita un número al azar. El niño de cada grupo que tiene dicho número tiene que salir corriendo para intentar coger el pañuelo el primero y llegar otra vez a la línea de salida.

En esta versión, no tienes un pañuelo, si no un cubo lleno de globos de agua en el suelo, al lado del árbitro. El niño que llegue primero coge el globo de agua y se lo tira al al jugador del otro equipo. Si éste consigue esquivar el globo antes de volver a su sitio, sigue jugando. Pero si se moja, queda eliminado. Por cada carrera ganada se dará un punto, y gana el equipo que más puntos haya obtenido al acabarse los globos.

4. Sillas musicales

De este juego existen dos versiones para refrescarse.

La primera: coloca una montaña de globos de agua (uno menos que jugadores). Mientras suena la música (o alguien canta o toca un instrumento) los niños van bailando alrededor de los globos. En cuanto pare la música todos tienen que intentar coger un globo. El que se queda sin, tiene 10 segundos para salir corriendo antes de que los otros jugadores le lancen sus globos de agua. Reinicia el juego con nuevos globos. Se acaba el juego cuando sólo queda un jugador.

La segunda: coloca varias toallas en el suelo (una menos que el número de niños), y pon en algunas de ellas un globo encima (o en todas). Mientras suena la música (puede ser a partir del móvil, o de alguien cantando o tocando un instrumento) los niños van bailando alrededor de las toallas. En cuanto pare la música todos tienen que intentar sentarse, y entonces petarán el globo y se mojarán. El jugador que se ha quedado sin sitio queda eliminado (y seco). Se acaba el juego cuando sólo queda un jugador.

5. Ratón que te pilla el gato

Los niños se sientan en el suelo en círculo, menos uno que la para (puedes echarlo a suertes). El que la para (que es el ratón) va corriendo detrás del corro con un globo de agua en la mano, y lo coloca detrás de la persona que quiera. Mientras los niños del corro cantan (con los ojos cerrados):

“Ratón que te pilla el gato,
ratón que te va a pillar.
Si no te pilla esta noche,
mañana te pillará.”

Al acabar la canción, todos de giran, y el que tenga el globo de agua detrás (“el gato”) lo coge, se levanta y va corriendo detrás del “ratón” para intentar darle con el globo de agua. Si el “ratón” consigue sentarse el en sitio que ha quedado libre sin estar mojado, se queda sentado y el “gato” pasa a ser el “ratón”. Pero si el “gato” llega antes, o si consigue mojar al “ratón”, el “ratón” sigue parando.

Juegos con globos de agua: carreras

Para todas estas carreras, prepara un recorrido. No tiene que ser muy largo, y piensa que suele ser divertido incluir alguna dificultad (como curvas). Puedes marcar el recorrido en el suelo con tiza, con cuerdas, o con marcas en la arena o en la tierra si juegas en un parque o un jardín. Con niños más mayores no es necesario marcarlo, pero sí es importante la línea de salida y la meta. No dudes en realizar el recorrido una vez para enseñárselo a los niños. Y por supuesto, pon un cubo lleno de globos de agua al principio. Si el globo de agua estalla durante la carrera, el jugador tendrá que volver corriendo al inicio, obtener uno nuevo y volver a empezar.

6. Carrera de cucharas con globos de agua

Coloca a todos los niños en la línea de salida, con una cuchara en la boca. Coloca el globo de agua sobre la cuchara. En cuanto des la señal de salida, todos los participantes tienen que correr hacia la línea de meta. Gana el primero que llega hasta el final con el globo intacto.

7. Carrera de obstáculos

Prepara un recorrido lleno de obstáculos que los niños deberán atravesar mientras aguantan un globo de agua. Algunas ideas divertidas son: arrastrarse, pasar por encima/por debajo de cualquier objeto, dar algún salto, gatear…

En la salida, coloca un cubo lleno de globos de agua. Pueden hacer el recorrido todos los niños a la vez, uno a uno o hacer relevos (en este caso, haces equipos y cuando uno acabe el recorrido le pasa el globo a su compañero).

8. Juegos con globos de agua en las rodillas

Cada niño coge un globo de agua con sus rodillas y tiene que llegar a la meta sin que se le caiga el globo. Aquí también puedes hacer carreras de relevos.

9. Por parejas, pero sin las manos

Por parejas, tienen que llevar el globo de agua en todo el recorrido, pero no lo pueden tocar con las manos. Vía libre vía a la imaginación y a la experimentación…

Si tienes más de 4 personas, divídelos en dos equipos. Tan pronto como una pareja llegue a la línea de meta con el globo de agua intacto, comienza la siguiente pareja del equipo.

10. Carrera de toallas de mano

Esta es una carrera de relevos usando una toalla de mano y globos de agua.

Divide a los niños en 2 equipos. Da a cada equipo un cubo lleno de globos de agua y una toalla de mano. Por parejas, cada jugador tomará un extremo de la toalla y colocará un globo en el centro. Tienen que llegar hasta la meta y volver sin que el globo se caiga de la toalla. Entonces pasan la toalla con el globo a la siguiente pareja.

Juegos con globos de agua: juegos de pelota adaptados para el calor

11. Voleibol

Aunque no lo parezca, éste es probablemente uno de los juegos con globos de agua más complicados. Conviene a niños más mayores (a partir de 8-9 años) e incluso para adultos.

Divide a los niños en dos equipos y ponlos a cada lado de una red, cuerda o línea. Da a cada equipo un cubo lleno de globos de agua y una toalla grande o una sábana. Los compañeros de equipo deben aguantar los extremos de la toalla o sábana entre todos. El equipo que sirve coloca un globo de agua en la toalla y lo lanza al otro equipo. El equipo receptor atrapa el globo con la toalla y lo lanza de nuevo. Si el globo de agua se rompe o se cae al suelo, entonces el otro equipo obtiene un punto.

12. Básquet

Si lo que quieres es mojarte, ¡éste será uno de tus juegos con globos de agua favoritos!

Necesitarás un aro (o Hula Hoop). O un colador. O una papelera de éstas que tiene agujeros. De hecho, cualquier cosa que pueda servir de canasta y que deje pasar al agua te puede servir.

Un niño hará de “canasta” y aguantará con sus brazos en alto el aro. Por turnos, los otros niños tienen que intentar meter en el aro el globo de agua. Si aciertan, ganan un punto (además de refrescar al chico-canasta). Si pierden, pasan a aguantar la canasta.

13. Béisbol

Divide a los niños en dos equipos: los que lanzan la pelota (y forman las bases) y los que la batean (y corren). 

El equipo de lanzadores recibe un globo de agua por persona. Uno será el lanzador, y se coloca delante del bateador. Los otros forman las bases, y se reparten por el terreno de juego, formando un círculo. El equipo de bateo se alinea delante del lanzador.

El lanzador lanza un globo de agua al bateador. Si el bateador golpea el globo de agua sin romperlo, intenta correr al primero, segundo, tercer base y a casa sin ser golpeado por los globos de agua de los jugadores (bases) del equipo de lanzamiento.

Un juego muy divertido y en el que todos se mojan seguro.

14. Tenis

Es hora de jugar al tenis de agua. Necesitarás una raqueta de tenis, bádminton, o unas palas de playa. Y ¡muchas ganas de mojarte! Te recomiendo que para la ocasión, cojas raquetas que ya no uses.

Forma equipos de 2. Da a cada equipo un par de raquetas y un cubo lleno de globos de agua. Las reglas del juego son simples: se tienen que tirar los globos e intentar golpearlos con la raqueta.

Más ideas divertidas de juegos con globos de agua

15. Guerra de globos de agua

Seguramente el más clásico de los juegos con globos de agua. Haz dos equipos y llena dos cubos con muchos globos de agua. Intenta colocar algún obstáculo que pueda servir de refugio. Te puede servir cualquier cosa que se pueda mojar, como una silla o mesa de jardín, o incluso una toalla.

Para empezar, da una señal para que los equipos se empiecen a tirar globos de agua entre sí. Ganará el equipo que menos mojado llegue al final.

juegos con globos de agua

Puedes hacer una versión tipo “Paint ball”, haciendo que cuando un niño se moje quede eliminado. Entonces gana el equipo que consigue llegar al final (cuando se acaben los globos de agua de los dos equipos) con más jugadores.

16. Con la espalda

Este es uno de los juegos con globos de agua más divertidos, y con el que te mojarás seguro.

Dos jugadores se colocan de espaldas y colocan el globo de agua entre sus espaldas. Pueden entrelazar sus brazos para agarrarse mejor. El objetivo es hacer estallar el globo lo más rápido posible.

Para aumentar la dificultad, usa globos grandes, que son más resistentes y cuestan más romperlos.

17. Siéntate

Uno de los juegos con globos de agua más simples. El juego consiste en romper los globos de agua sentándose en ellos. ¡Ya verás que mojarse será muy divertido!

Puedes dividir a los niños en dos equipos (aunque no es obligatorio) y dar a cada equipo el mismo número de globos de agua. El primer equipo en explotar todos sus globos gana. Si algún jugador peta el globo pero sin sentarse en él, queda eliminado.

18. Lanzamiento de globos de agua

Separa a los niños en dos grupos, y colócalos en dos filas, unos frente a otros para que formen parejas. Al principio las filas están separadas solo por algunos pasos. El juego consiste en lanzarse globos entre las parejas (formada por un jugador de cada fila). Puedes ir aumentando la dificultad a medida que el juego avance, haciendo que cada fila retroceda un paso. También puedes pedir a los niños que lancen el globo lo más alto posible. La pareja que esté más separada y que se quede seca será la ganadora.

19. Pisar el globo

Ata a cada jugador un globo con agua a la altura del tobillo. Cada jugador tiene que intentar pisar los globos de sus compañeros. Pero sin que le pisen el suyo, ya que si se lo rompen, quedará eliminado.

Otra opción es simplemente colocar muchos globos de agua en el suelo. Deja que los niños los pisoteen hasta que los rompan todos.

20. Stop

Todos los niños forman un corro. Todos menos uno, que se queda en el centro junto a un cubo lleno de globos de agua. El niño del centro coge un globo, lo tira lo más alto posible nombrando a uno de los jugadores del corro. Este tiene que intentar coger el globo. Si no lo consigue, se pone él en el medio y se vuelve a empezar. Pero si lo consigue, tiene que gritar “STOP”. Los otros jugadores, que habían salido corriendo, se paran donde estén. El niño que tiene el globo lo tira a uno de los niños. Si le da, el niño “tocado” se pondrá en el medio. Si no le da, el niño que ha cogido el globo se pondrá en el medio.

juegos con globos de agua

21. Tira y cógelo

Divide a los niños en 2 equipos. Colócalos en dos filas separadas de unos 5 metros. Da a cada equipo un cubo lleno de globos de agua y otro cubo vacío. Los equipos cogen los globos de agua y se los lanzan unos contra otros. Al mismo tiempo que lanzan los globos de agua, también tienen que intentar atrapar los globos que les lanza el otro equipo. Los globos que consiguen atrapar los colocan en el cubo vacío. Cuando se acaben los globos del cubo que estaba lleno al empezar, se cuentan los globos capturados y gana el equipo que más tiene.

22. Pase de pies

Divide a los niños en equipos. Los niños se sientan en el suelo uno al lado del otro, formando una fila. Al principio de la fila hay un cubo lleno de globos de agua (la misma cantidad para todos los equipos), y al final uno vacío. El objetivo es pasar los globos de un cubo al otro usando solo sus pies. La última persona de la fila coloca los globos de agua en el recipiente vacío. El equipo que termine antes gana.

23. Cazar globos de agua

Se juega por parejas. Un niño tiene un cubo lleno de globos de agua, que se los tira a su compañero. El otro tiene un cazamariposas y un cubo vacío. Tiene que cazar los globos que le lanza su compañero y, si no se rompen, colocarlos en el cubo vacío.

24. Jinetes de agua

Necesitarás un cubo lleno de globos de agua. Se juega por parejas. Uno hace de caballo (de rodillas en el suelo) y el otro hace de jinete. El jinete monta su caballo llevando consigo un globo de agua que ha cogido del cubo. Tiene que tirar el globo a otros jinetes, y volver al cubo (siempre encima de su caballo) a buscar otro. Ganará la pareja que esté menos mojada.  

25. El túnel

Coloca a los niños en dos filas, una frente a otra, con una separación entre ambas de unos 5 metros. Da un globo de agua a cada niño. El primer niño tiene que pasar por el “túnel” a toda velocidad, evitando que sus compañeros le den con los globos de agua. Cuando acabe, el niño se coloca al final del túnel. Da otra vez globos a todos los niños, y le toca pasar a otro niño. Gana el jugador que esté menos mojado tras haber pasado por el túnel.

Para acabar, el juego de globos de agua más importante

Hay varios tipos de globos, y algunos tardan más de 400 años en desaparecer. Además, algunos animales como tortugas o pájaros, los pueden confundir con alimento y comérselos. Lo que les lleva a una muerte casi segura por asfixia. La mejor alternativa es comprar globos de látex naturales, que son biodegradables. De todas formas tendrás que recogerlos, ya que igualmente pueden ocasionar la asfixia de un animal.

Así que para evitar que los globos acaben contaminando nuestro medio ambiente, es muy importante recogerlos. Cuando acabes los juegos, da a cada niño una bolsa para recoger todos los globos rotos que han quedado en el suelo. Hazlo como un último juego, en el que gana el jugador que consiga recuperar más globos.

Dime en los comentarios cuál es el juego que más te ha gustado, y no dudes en compartir otras ideas fresquitas!